Entre Acúfenos y Silencios: El Enigma del Tinnitus y las Búsquedas de Alivio

Artículos

El tinnitus, también conocido como acúfenos, es una dolencia que afecta a una considerable porción de la población, generando molestias auditivas diversas cuyas causas y soluciones continúan siendo un misterio en gran medida.Imagen de pexel.

Aunque la mayoría de las personas ya enfrentan sus propias batallas cotidianas, el capitán Kirk y el señor Spock de Star Trek tuvieron que lidiar con un enemigo invisible adicional: el tinnitus.

En 1966, en el set de grabación del episodio «Arena», los actores William Shatner y Leonard Nimoy sufrieron las secuelas de una explosión mal calculada, dejándoles acúfenos permanentes en los oídos.

Shatner incluso compartió que llegó a contemplar el suicidio debido al constante zumbido que le atormentaba, describiendo sus momentos de agonía en la página web de la Asociación Estadounidense de Tinnitus.

El tinnitus no es exclusivo de figuras públicas; afecta a entre el 10% y el 15% de la población, según estudios previos. Sin embargo, un nuevo análisis de prevalencia, que se publicará en julio en la revista Hearing Research, amplía esta cifra a un rango sorprendente, situándose entre el 5% y el 42%.

Este padecimiento no discrimina y ha afectado a personajes históricos como Michelangelo Buonarroti, Martín Lutero, Vincent van Gogh, Charles Darwin, Ludwig van Beethoven y Francisco de Goya. Beethoven, por ejemplo, escribió sobre la espantosa condición de sus oídos en 1801, asociándola a su sordera.

El tinnitus puede manifestarse de diversas maneras y no es simplemente una enfermedad, sino más bien un síntoma subjetivo de diversos estados. Puede surgir por exposición a ruidos intensos, siendo músicos famosos como Schumann, Smetana, Lars Ulrich y James Hetfield ejemplos de víctimas.

Aunque se han desarrollado terapias psicológicas, aún no existe una cura eficaz ni un tratamiento generalizado para aliviar los síntomas. La falta de claridad sobre el origen del tinnitus es el principal obstáculo, pero investigaciones recientes, centradas en el estudio de las bases neurales, han proporcionado esperanza.

El jefe del Departamento de Radiología de la Universidad Estatal de Michigan, Suresh Mukherji, destaca el impacto positivo de las técnicas de neuroimagen en la gestión del tinnitus, señalando que muchas causas pueden diagnosticarse y tratarse con éxito.

Sin embargo, la investigación aún está en curso, y la teoría de que el tinnitus puede estar relacionado con el esfuerzo de ciertas neuronas auditivas por compensar la pérdida auditiva se encuentra entre las hipótesis actuales.

En casos más peculiares, el tinnitus puede estar vinculado a emisiones otoacústicas espontáneas, y existe incluso la extraordinaria capacidad de algunas personas para «escuchar» la radio directamente en sus oídos, fenómeno que tiene su fundamento en el llamado Efecto Frey, descubierto en la década de 1960 por el neurocientífico Allan H. Frey.

Aunque las investigaciones avanzan, el tinnitus sigue siendo un desafío médico intrigante y, a veces, desconcertante, que afecta la calidad de vida de quienes lo padecen.

Vía: elespanol